Diferencias entre coloración natural y coloración química

Jun 11, 2020

A menudo me encuentro con mujeres que no saben muy bien cómo diferenciar un tipo de coloración de otro. Parece que todo vale a la hora de vender producto a un consumidor ignorante, y en cuestión de coloración capilar, hay tantos bulos como mitos. Veamos en qué consiste cada tipo de coloración para tener una idea más clara de lo que utilizamos, lo que realmente queremos utilizar y sobretodo, cuáles son los pros y contras entre ellas.

COLORACIÓN QUÍMICA O TRADICIONAL

Es un tipo de coloración que viene utilizándose desde siempre en peluquería y con lo que nuestras madres y abuelas se han tapado las canas y transformado su tono de pelo desde 1909, cuando el químico Eugène Schueller creó la primera coloración capilar segura.

Este tipo de coloración contiene pigmentos artificiales que mezclados con peróxido de oxígeno (oxidante) a distintos volúmenes, consigue perforar la cutícula del cabello para atravesarla y transformar así el tono del cabello en otro de nuestra elección.  La gama de colores es my amplia y podemos conseguir múltiples combinaciones. Este tipo de coloración es necesaria para realizar diversos tipos de técnicas como mechas, reflejos, balayage, coloración de raíces, cobertura completa de canas, etc. 

Pros: Ofrece gran variedad de tonos y podemos aclarar todo tipo de cabellos con esta coloración. Consigue una cobertura total de cana. Es un servicio rápido.

Contras: Es la más dañina para el cabello, puede producir alergias, si no se aplica correctamente, puede producir un efecto opaco y sin vida. A medio-largo plazo puede terminar oxidando el cabello. La raíz de crecimiento del cabello es bastante marcada.

COLORACIÓN SEMI PERMANENTE

Este tipo de coloración es básicamente exacta a la anterior, la única diferencia es que es mucho más suave porque el oxidante que se utiliza es más bajo, por lo que la perforación capilar es menor. Con este tipo de coloración podemos aclarar ligeramente el tono del cabello natural y podemos cubrir cana en una proporción bastante alta.

Pros: Es menos perjudicial que la coloración anterior y se consiguen matices muy interesantes. Es un servicio rápido.

Contras: Si no se cuida, puede producir porosidad a medio-largo plazo. Deja raíz, menos marcada que con la coloración tradicional, pero aún así se nota.

COLORACIÓN VEGETAL EN ACEITES

También conocida como coloración al óleo, está formulada con pigmentos naturales, aceites y en ocasiones, con una oxidación muy bajita, lo justo para fijar el color al cabello. Es una coloración que también ofrece multitud de matices y es muy utilizada como baño de brillo para la melena. También se puede mezclar con tratamientos de hidratación para un resultado más completo.

Pros: es, dentro de la coloración tradicional, la más natural y saludable. Proporciona mucho brillo al cabello y también es un servicio rápido. Apenas deja raíz.

Contras: no tiene capacidad de aclarar el cabello, no cubre canas, sólo las matiza ligeramente.

COLORACIÓN CON PLANTAS

También conocida como coloración con barros, es un tipo de coloración totalmente natural que únicamente contiene plantas con diversas capacidades de pigmentación. Se preparan con hidrolatos, agua y a veces, aceites esenciales. Es en sí un tratamiento maravilloso para cualquier cabello, pero especialmente se nota mucho la diferencia en cabellos finos y quebradizos, en personas que se tiñen con coloración química y en mujeres con alergias previas. Este tipo de coloración es apta para todo el mundo, con la particularidad de que sólo pigmenta sobre cabello blanco o muy claro.

Los barros no cubren la cana, la colorean del matiz que busquemos. No utilizan oxidante y no pueden aclarar el tono natural de un cabello. Digamos que los barros sólo colorean el cabello con cana y en el resto aportan un ligerísimo matiz y dan mucho brillo y fuerza al pelo. El barro actúa por depósito sin poder penetrar nunca dentro del cabello.

Pros: es un tratamiento muy saludable que aporta brillo, fuerza y mucho cuerpo al cabello. La calidad del pelo mejora desde la primera aplicación. El brillo no desaparece y el color se mantiene intacto entre aplicaciones, la raíz es muy suave y discreta.

Contras: No aclara el cabello, no cubre cana a nivel profundo, es necesario pasar mucho más tiempo en el salón para la aplicación de los barros, especialmente para los cabellos oscuros.

Si queréis profundizar más en este tema os dejo enlace a un directo que grabé con mi hermana, Lidia Villar, experta en coloración con barros aquí.

Si quieres más información sobre los servicios de coloración que ofrecemos en nuestro espacio, pincha aquí.